Digital clock

domingo, 14 de octubre de 2012

PetroCaribe: un salvavidas para los pequeños estados insulares de la zona.


En un mundo abocado a una crisis energética profunda, PetroCaribe, una iniciativa de cooperación regional del gobierno de Venezuela, se ha convertido en un salvavidas para los pequeños estados insulares de la zona.

Nacida el 29 de junio del 2005, la entidad fue el resultado del Acuerdo de Cooperación Energética suscrito por 14 países caribeños durante el Primer Encuentro Energético de Jefes de Estado y Gobierno del Caribe, celebrado en la ciudad de Puerto La Cruz, al oriente de Venezuela.

En diciembre de 2007, Cienfuegos fue sede de la Cuarta Cumbre de PetroCaribe, en ocasión de la inauguración de una modernizada refinería petrolera en la llamada Perla del Sur.
La reunión pasó balance al trabajo de esa entidad integracionista, que por encima de las ganancias, ofrece solidaridad.

Nuevo tipo de intercambio

Antigua y Barbuda, Bahamas, Belice, Cuba, Dominica, Granada, Guyana, Jamaica, República Dominicana, San Cristóbal y Nieves, Santa Lucía, San Vicente y las Granadinas, Surinam, y Venezuela fueron los fundadores PetroCaribe, la solidaria iniciativa que se inscribe en la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América (ALBA).

La entidad busca resolver las diferencias en el acceso a los recursos energéticos, al establecer un nuevo esquema de intercambio favorable, equitativo y justo, entre los países de la región consumidores de energía pero sin el control estatal del suministro de los recursos.

PetroCaribe fue concebida como una organización capaz de asegurar la coordinación y articulación de las políticas de energía, incluyendo el petróleo y sus derivados, gas y electricidad.

Precios especiales

PetroCaribe tiene una escala de financiamiento de la factura petrolera que toma como referencia el precio del crudo.

Extiende el período de gracia para el financiamiento a largo plazo de uno a dos años y prevé una extensión del período de pago de 17 a 25 años, reduciendo el interés al uno por ciento, si el precio del petróleo supera los 40 dólares por barril.

Venezuela acepta que parte del pago de la factura se realice con bienes y servicios. Por eso, ese acuerdo es mucho más que un contrato de suministro de hidrocarburos para el Caribe, pues en el fondo constituye una iniciativa política que brinda facilidades financieras y estructurales.

A dos años y medio de su creación, PetroCaribe se consolida como una excelente alternativa energética integracionista.

No hay comentarios: